Campaña en CABA

[responsivevoice_button voice=»Spanish Latin American Female» buttontext=»Presiona para escuchar»]

La campaña en CABA tuvo la elección a Presidente y la de Jefe de Gobierno con Santoro para que entrara al balotaje aprovechando también la pelea de Macri con los radicales, que ahora ya saltó con todo. Prácticamente se logró por unas décimas que le faltaron al PRO. Pero un balotaje entre Santoro y Jorge Macri lo ayudaba a Milei, que ya le dio el apoyo la noche del escrutinio.

La novedad es que el mapa ya no es amarillo. Unión por la Patria ganó en varias comunas del sur y en el centro geográfico de CABA. Marra y sus declaraciones a favor de los realistas españoles contra Paka Paka, de la pornografía en contra de la ESI y su participación en la especulación con el dólar, fueron parte de los que le hicieron perder votos a La Libertad Avanza, que no llegó al 20% en CABA.

La campaña de Liberación Popular alcanzó barrios, lugares de trabajo y estudio en los que estamos. También salimos a agitar todos los sábados al Parque Centenario con mesas y los docentes sostuvieron una mesa semanal en una zona de colegios que nos interesa.
Silvia Aquino, coordinadora de la Mesa Barrial CABA, expresó: “Un cambio en la campaña es que pasamos de hacer campaña dentro de las villas y barriadas a poner mesas y recorrer toda la comuna, tanto nosotros desde Liberación Popular como también lo que planificaron los comandos de UxP de las comunas que estamos: la 8, 4, 7, 9 y Retiro en la 1; y en las del sur esta vez ganamos. Con mesas hasta tres veces por semana y además recorridas. Y otro cambio fue que las compañeras y compañeros empezaron a hablar más a los vecinos y la gente de la calle, abordándolos con los volantes y los diarios que también empezaron a cobrar más.”

“Nosotros veníamos más centrados en Bullrich y Juntos por el Cambio hasta la PASO. Veíamos fuerte lo de Milei en las villas principalmente en los jóvenes, en los colegios, pero no pensábamos que eso iba a ser tan fuerte en todo el país. Lo entendimos como un voto castigo, de enojo por la situación que estamos pasando y las propuestas que hacía y las locuras que mostraba hacia los jóvenes en Tic-Toc. Así que ahora hicimos una re-campaña por todos lados. Con los jóvenes fuimos a las escuelas, para que vieran que Milei sería un cambio fatal. Que si son varios hermanos, solo uno o dos van a poder estudiar. Algunos se dieron la vuelta pero no convencimos a todos, tenemos que seguir. Ya hablamos en el comando. No vamos a ir a ferias, vamos a ir a colegios y lugares donde están los que votan ahora en el ballotage. Más ahora que Milei se juntó con Macri. Le suma y le resta Macri, porque dejó un desastre.”

Una experiencia

La Comisión de Prensa se concentró en garantizar una mesa en el barro de Once junto a docentes. El responsable contó:“Tratamos de elegir horarios de alta circulación y a la hora de salida de los colegios, aprovechando que hay varios en la zona. Algunos compas se ubicaban en las esquinas de la plaza y otros recorrían abordando a la gente en los bancos y los juegos; siempre con los volantes y los diarios. Además de volantear masivamente, encarábamos a la gente para charlar sobre la situación política y económica y la elección.”

“Notamos bastante avidez de la gente por llevarse el volante y charlar. Registramos dos momentos: uno antes de las PASO, donde nos encontramos mucha gente enojada con el gobierno y frustrada con la situación económica, principalmente con eje en la inflación imparable, la inseguridad y el debate por el costo de sostener los planes sociales. Algunos de esos votaban a JxC haciendo responsable al peronismo o el kirchnerismo y otros a Milei para cambiar, argumentando que “los partidos tradicionales ya gobernaron y venimos de mal en peor”. Otros, ubicados en el FdT pero con críticas, recibían muy bien nuestra propuesta de votar a Grabois como forma de exigir un cambio de rumbo. Después del triunfo de Milei en las PASO, la situación cambió notablemente. Si bien siguieron apareciendo la preocupación por lo económico y las críticas al gobierno, tomó mucha más relevancia el peligro del avance de Milei que implica perdida de derechos en salud, educación, derechos humanos, aborto y ESI, la necesidad de defender la democracia y el miedo a la hiperinflación a partir de sus propuestas económicas.”

“Las mesas nos sirvieron también para tener un termómetro de las opiniones de los vecinos del barrio. Como experiencias interesantes de difusión, hubo un laburante que llevó un pilón de volantes para repartir en su trabajo; y que el día de la marcha de apoyo a la quita del impuesto a las ganancias, pasó una delegación de la UOCRA que también se llevó un pilón para repartir en la columna.”