Alerta por emergencia salarial en CNEA

El miércoles 31/3, con todos los cuidados y protocolos que la pandemia requiere, lxs trabajadorxs de la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA) nos concentramos frente a las puertas de la Sede Central del organismo para reclamar una recomposición salarial urgente. La situación es alarmante: más de la mitad de lxs trabajadorxs del organismo percibe salarios por debajo de la canasta familiar (según los datos del INDEC) y la categoría más baja del escalafón ni siquiera alcanza el valor del salario mínimo vital y móvil.

A esto se suma una incesante fuga del personal, técnicos y profesionales altamente calificados y capacitados durante años dentro del organismo, que desde hace cuatro años todos los días deciden irse para poder vivir dignamente ante ofertas laborales por el doble o triple del salario. Con lo que cada vez son más los grupos de trabajo y proyectos que se van desarmando.

Es que, en medio de esta situación, sucede también que aún el gobierno no ha definido las nuevas autoridades para el organismo. Ya han pasado quince meses donde las viejas autoridades que dejó el macrismo mantienen a la CNEA en un estado de parálisis y degradación, donde ni siquiera se han gestionado los aumentos salariales extraordinarios que consiguieron los trabajadorxs estatales del sector de Ciencia y Técnica del 20% (en dos tramos por arriba de la paritaria estatal). Esto sucede en el contexto de que el gobierno consolidó el acuerdo con China por la compra de la central nuclear china “llave en mano” y ha quedado relegada la central nuclear de tecnología nacional.

Por eso resulta necesario que el gobierno designe las nuevas autoridades en la CNEA. Para poder volver a poner en pie y funcionamiento al organismo, para poder seguir dando a fondo la lucha por la soberanía energética y la autonomía tecnológica nacional. Pero principalmente en lo inmediato, para conquistar una fuerte recomposición del poder adquisitivo de los salarios que frene la fuga de trabajadorxs, permita reactivar el organismo y pueda aportar también a la reactivación general del país.
Corresponsal